Sao Paulo: el corazón empresarial de Brasil.

Author:Piete, Candace
Position:Incluye art
 
FREE EXCERPT

En Sao Paulo, la mayor ciudad de Sudamérica, tienen su sede la mayoría de las compañías locales y extranjeras en Brasil.

"Rio es una belleza", dijo Marlene Dietrich. "Pero Sáo Paulo... Sáo Paulo es una ciudad". Sáo Paulo es una gran ciudad fea, con un tráfico abrumadoramente congestionado y un grave nivel de contaminación. Pero es también la ciudad más cosmopolita de Brasil. Es una ciudad de inmigrantes y barrios étnicos. Millones de italianos llegaron a principios de siglo; Sáo Paulo tiene además la mayor concentración de japoneses fuera de Japón. Es la mayor ciudad de Sudamérica, una megalópolis de 9,8 millones de habitantes, 17 millones en el Gran Sáo Paulo. Tiene más habitantes que Chile, y la población del estado de Sáo Paulo es mayor que la de toda Argentina. El estado es sede de gran parte de la industria brasileña y produce alrededor del 40% del Producto Interno Bruto de Brasil.

"La ciudad tiene mucha energía", dice Rusto Muñoz, vicepresidente de crédito del Citibank en Sáo Paulo, nacido en Puerto Rico. "A pesar del tráfico, la forma de hacer negocios aquí no es distinta a la de Estados Unidos y Puerto Rico".

John Wilson, un ejecutivo británico en la agencia de publicidad norteamericana J. Walter Thompson, agrega: "En Sáo Paulo pasan más cosas que en Londres. Quedé muy sorprendido con el nivel de conocimientos que hay aquí... su capacidad técnica... iguala a cualquier cosa que se pueda encontrar en el Reino Unido".

Sáo Paulo ha crecido demasiado rápido para su propio bien. En 1900 sólo tenía 250.000 habitantes; en 1950 había aumentado a dos millones. El resto de su crecimiento demográfico ocurrió en los últimos 40 años.

No hay una razón sencilla que explique el crecimiento de Sáo Paulo. El estímulo original provino de la riqueza cafetera, que aportó una base de capital para la industrialización. Comparado con el de Río de Janeiro, el clima era más apto para una expansión de ese tipo y había más tierras. Las oleadas de inmigrantes de Europa y Asia también suministraron mano de obra barata y abundante. Hasta la segunda mitad de este siglo, Río de Janeiro, capital federal en aquel momento y principal ciudad comercial, eclipsó a Sao Paulo. Pero el traslado del gobierno federal a Brasilia en 1960, junto con el crecimiento de la capacidad fabril de Sao Paulo y la declinación económica de Río, provocaron un éxodo de las grandes compañías brasileñas e internacionales hacia Sao Paulo.

La mayor parte de las multinacionales que operan en Brasil tienen sus oficinas centrales en el Gran Sao Paulo o en el estado de Sao Paulo. La mayoría de las que no se asientan en Sao Paulo tienen razones específicas para radicarse en...

To continue reading

FREE SIGN UP