Internet a la carta.

Author:Batres, Vietnika
Position:TT: Internet a la carta.
 
FREE EXCERPT

Los mexicanos, hambrientos de información, piden alternativas a la PC tradicional.

Los días de la computadora personal están contados en México. Una inundación de teléfonos celulares baratos y cada vez más potentes, localizadores electrónicos bidireccionales, asistentes digitales personales y sistemas de Web con plataforma de TV están entre la nueva generación de dispositivos que intentan destronar a la PC como medio de acceso a la Internet.

Como un adolescente con una tiroides superactiva, la Internet también es cada vez más independiente de la PC. Con las nuevos medios inalámbricos de conectarse a la Web, la supercarretera de la información podría dejar atrás su fase de crecimiento en América Latina y madurar. Si los estimados más optimistas son correctos, la penetración de la Internet en la región será del 6,7% en el mejor de los casos, una minoría privilegiada. En México, se espera que sólo 4,2 millones de los 100 millones de habitantes usen la Internet a fines de 2001.

Pero las cosas podrían cambiar rápidamente. En Estados Unidos, donde la PC es cosa común en cualquier casa, los nuevos productos para conectarse a la Web no han aumentado notablemente el uso de la Internet. Pero en países como Brasil, México, Argentina y Chile, donde el precio de una PC es alto y los ingresos son bajos, el mercado de estos dispositivos de tercera generación podría aumentar el uso de la Internet, tanto personal como comercial.

En México, la conexión móvil permanente con la Internet comenzó a tomar forma después que las mayores telefónicas celulares --Telcel, Iusacell, Nextel y Pegaso-- comenzaron a ofrecer conexiones a la Internet. Y el tremendo crecimiento del mercado de telefonía celular no ha venido nada mal. Entre 1995 y 1999, la cifra de teléfonos móviles en México creció de 649.000 a 7,7 millones, un alza anual del 86%, según Pyramid Research.

Telcel --filial de Teléfonos de México (Telmex)-- firmó un acuerdo en 2000 con el fabricante Ericsson para que sus clientes tuvieran acceso a la Internet a través de T1msn, un portal de Telmex y Microsoft. En septiembre de 2000, los clientes con móviles de Ericsson podían enviar y recibir correo electrónico, revisar cuentas bancarias y manejar transacciones financieras. También podían hacer reservaciones en restaurantes, comprar en línea (en Sanborns.com.mx, propiedad de Carlos Slim, accionista principal de Telmex) y consultar las páginas amarillas. El servicio varía de US$5 a US$14 mensuales, más impuestos, y ofrece acceso ilimitado a Internet, mientras que otras telefónicas que cobran por el servicio mensual también cobran el tiempo en línea.

La alianza Telcel-Ericsson pone a ambas firmas al frente del enorme mercado de la Internet móvil, que debe dispararse en América Latina en los próximos dos años. Telcel domina el servicio inalámbrico en México; al principio de 2000 tenía unos nueve millones de clientes, el 70% del mercado. Durante el primer año de su programa de Internet móvil, espera...

To continue reading

FREE SIGN UP