Petrobras: la interferencia estatal perjudica a la empresa: la intervención del gobierno está erosionando el valor de mercado de Petrobras, la empresa más grande de América Latina.

Author:Bevins, Vincent
Position:Perspectiva general de compa
 
FREE EXCERPT

[ILUSTRACIÓN OMITIR]

SAO PAULO -- Petrobras, la empresa petrolera estatal de Brasil, tiene un equipo técnico de primera categoría encargado de liderar uno de los mayores proyectos de exploración en aguas profundas del mundo, con el potencial de transformar a Brasil en un importante exportador de petróleo. En una economía que ya está en auge, la empresa consiguió hacer la mayor emisión de acciones de la historia y recaudó US$70,000 millones el año pasado para concretar inversiones que podrían poner a Brasil a la altura de Rusia o Kuwait. Además, los precios del petróleo han estado subiendo rápidamente este año.

La empresa logró hacer crecer las ganancias el año pasado en un 26.9 por ciento, a US$21,120 millones, una cifra que la convirtió en la empresa más rentable de América Latina, según el Latin 500. (El gigante minero brasileño Vale ocupa el segundo puesto, con US$18,047 millones en ganancias).

Petrobras es indiscutidamente la empresa más grande de América Latina en términos de ingresos, que el año pasado crecieron 22 por ciento, a US$128,000 millones. Como medida de comparación, la segunda mayor empresa en el Latin 500, la petrolera mexicana Pemex, registró ingresos por US$103,814 millones. Pero las ganancias de Pemex no son ni remotamente las de Petrobras. El año pasado, Pemex perdió US$3,843 millones.

Pero a pesar de muchos factores positivos, el precio de las acciones de Petrobras cayó 20 por ciento durante el último año. Los analistas atribuyen la caída principalmente a la incertidumbre acerca de cómo la intervención del gobierno brasileño seguirá afectando a Petrobras en el futuro. "La caída de las acciones muestra que al mercado le preocupan estas intervenciones", dice Adriano Pires, director del Instituto de Infraestructura Brasileño en Rio de Janeiro. "Con reservas tan grandes, un enorme potencial para la exploración en aguas profundas y un equipo de alta calidad, las acciones deberían subir, no bajar".

El gobierno de centro izquierda de la presidenta Dilma Rousseff, que sucedió a Luiz Inacio Lula da Silva, no tiene empacho en usar a Petrobras para fines políticos y económicos. Dos incidentes han subrayado esta actitud durante el último año, y han dejado pensando a los inversores.

En el incidente más reciente, el gobierno indicó a Petrobras que no aumentara los precios de la gasolina, a pesar del aumento global en el precio del petróleo. Y algunos inversores creen que el año pasado la empresa manipuló el proceso de emisión de...

To continue reading

FREE SIGN UP