La guerra agua: America Latina sera escenario de una batalla por el vital liquido.

Author:Epstein, Jack
Position::Eso Dicen
 
FREE EXCERPT

Cuando Kofi Annan, el secretario general de la Organización de Naciones Unidas (ONU), dijo que el agua era una posible "causa de conflictos y guerras", obviamente estaba pensando en América Latina.

Los granjeros del norte de México sufren una sequía desde hace 10 años, que ha dejado pérdidas ascendentes a US$1,000 millones. Sin embargo, el 80% del agua del país la consumen empresas agrícolas, mineras y ganaderas, sin pagar nada.

En Ciudad de México, Santiago de Chile y Lima se agotan las reservas subterráneas del líquido. El bombeo excesivo del manto acuífero ha provocado que la capital mexicana se hunda más rápidamente que Venecia; ahora el agua se trae desde una distancia de 200 kilómetros. En Chile, el agotamiento de los embalses necesarios para para la energía hidroeléctrica causó apagones generalizados hace unos años.

En Lima casi nunca llueve y el abastecimiento de agua depende de los ríos que bajan de los Andes. La escasez de agua potable causó una epidemia de cólera en 1991, la primera en un siglo.

En San Salvador, en los barrios de clase media el agua siempre está racionada. La municipalidad no tiene un programa para conservar el agua de lluvia, pero permitió que una embotelladora de Coca-Cola se adueñara de un manto acuífero. Si los capitalinos quieren agua, deben madrugar para llenar baldes.

A medida que la región se desarrolla, el problema del agua empeora. En cinco años, la mitad de la población mundial vivirá en ciudades, según la Escuela de Salud Pública Bloomberg de Johns Hopkins. Para el año 2015, São Paulo tendrá más de 20 millones de habitantes. Entretanto, la cantidad de agua potable en América Latina es la tercera parte de lo que era en 1950. Regresemos a México: cuando el auge de las maquiladoras, la población de la frontera creció de 1.4 millones en 1940 a casi 12 millones hoy. Y eso que es un desierto.

Estamos al borde de un desastre. En América Latina, 78 millones de personas no tienen suficiente agua, mientras 117 millones carecen de instalaciones higiénicas adecuadas, según la ONU. Marq de Villiers, autor de Water: The late of Our Most Precious Resource (El agua; la suerte de nuestro recurso más precioso), ofrece un dato aún más deprimente: en Latinoamérica sólo se trata el 2%...

To continue reading

FREE SIGN UP